Periódico de Sancti Spíritus

Cubano Leinier agradece apoyo tras reinar en Salónica

Leinier aceptó que este reinado clasifica como el momento cumbre de su carrera.El cubano Leinier Domínguez se mostró satisfecho por el entusiasmo generado por su coronación en el Grand Prix de ajedrez, concluido este lunes en la ciudad griega de Salónica.
Agradezco a toda la gente que me sigue y me desea lo mejor de todo corazón, sentenció entrevistado telefónicamente por la emisora Radio Rebelde horas después de totalizar ocho puntos en 11 salidas.
No he estado mucho al tanto de las noticias, porque además del tiempo de juego el descanso y la preparación son sagrados, y trato de respetarlos, pero imagino que se siguió mucho mi actuación, dijo con su habitual modestia.
Me sentía bien preparado, aunque también había trabajado duro para los anteriores torneos pese a que de alguna manera las cosas entonces no me salieron bien, aseguró desde suelo griego.
Creo que ahora llegué con mayor experiencia, y en un momento sicológicamente mejor, y todo se unió para este resultado magnífico, que a decir verdad no esperaba de esta manera, reconoció.
Aceptó que este reinado clasifica como el momento cumbre de su carrera, por sobre el título de campeón mundial en partidas de Blitz, dada la mayor exigencia del sistema  clásico y el acumulado conseguido.
Aunque confesó creerse en el clímax de su carrera, el ídolo de Güines insistió en que todavía hay tiene camino por recorrer.
Tengo claro que puedo seguir mejorando mucho mi ajedrez, y en eso me concentro para seguir preparándome, porque tengo ideas acerca de cómo hacerlo, puntualizó.
Aseveró que necesita descanso, dada la energía empleada en una lid animada por 12 GM miembros de la élite universal, y declaró que la exigencia mayor le llegó en su duelo contra el francés Etienne Bacrot.
Quedé algo inferior en la apertura y tuve una posición difícil durante mucho tiempo, indicó.
Defenderme con precisión y durante largo tiempo en una situación bastante desagradable fue sin dudas uno de los momentos más difíciles e importantes, concluyó.
Domínguez tuvo como principales escoltas al italiano Fabiano Caruana y al estadounidense  Gata Kamsky, quienes quedaron en 7,5 rayas.
Después se situaron el ucraniano Ruslan Ponomariov (6), el ruso Alexander Grischuk (6), el uzbeco Rustan Kasimdzhanov (5,5), el estadounidense Hikaru Nakamura (5) y el búlgaro  Veselin Topalov (4,5).
Cerraron el ordenamiento el ruso Peter Svidler (4,5), Bacrot (4), el ruso Alexander Morozevich (4) y el ucraniano Vassily Ivanchuk (3,5).



Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.