El béisbol se tiñó de naranja (+fotos)

René González Sehwerert junto a Ramón Moré, director del equipo de béisbol de Villa Clara, en el estadio Augusto César Sandino.La Serie Nacional de Béisbol  número 52 se tiñó de naranja y la pelota cubana se llenó de colores en un cierre espectacular.

Villa Clara calzó los arreos de campeón para convertir al estadio Augusto César Sandino en un manicomio y al país en un hervidero.

Fue el justo regalo a un pueblo que vistió los mejores trajes para merecer lo que ansió durante 18 años. Villa Clara sepultó a Matanzas en una final que, a fuerza de ser justos, quedó por debajo de las expectativas mediáticas suscitadas  desde el momento mismo en que se definieron los cuatro finalistas de esta larga campaña.

Lo que muchos predijeron como una final de ensueño, terminó por ser, sin desdorar la excelente actuación de Matanzas, una victoria aplastante de los ahijados de Moré, que sacaron a flote, además de su calidad, su garra de Azucareros y su historial de triunfadores.

René González, Héroe de la República de Cuba, entregó el título a Villa Clara. No solo por los marcadores, todos decididos por más de tres carreras, sino, sobre todo, por el saldo de la finalísima terminada en cinco partidos cuando muchos apostaban una decisión más encerrada o al menos más extendida. De hecho fue la victoria más fácil de las subseries escenificadas en postemporadas.

Peor hubo más en el cotejo. Tanto como un “morbo” declarado por la rivalidad entre Villa Clara-equipo, Villa Clara-pueblo con el mánager matancero Víctor Mesa, hijo ilustre de esa tierra, pelotero ídolo de aquellos contornos.

Y a esa rivalidad, que se respiraba en el centro y los bordes del Sandino, le sacaron los naranjas, el mejor partido. Villa Clara le ganó primero a Víctor y luego a Matanzas. Aplastó a quien imprimió a los del centro “pimienta” sobre el terreno, pero que no pudo pasar de dos medallas de plata en series decisivas.

Y porque el béisbol -como la vida- da vueltas, quiso la noche, o el destino quizás, que Ariel Pestano, hasta entonces anulado al bate, soltara sobre el madero toda la fuerza  ¿o la rabia? contenida en meses para convertirse en héroe y “sepulturero” del mánager matancero, allí, en medio de un estadio inmenso que desde entonces olía a festejo.

Fue el triunfo de un equipo que volvió a demostrar la magia del último. Como en las tres campañas más recientes, volvió a triunfar el elenco que obtiene el último boleto. Al parecer la exigencia por obtener esa clasificación pone en competencia y en play off a  conjuntos que como Villa Clara entran con más ganas, más fogueo  y menos presión.

Así desbancó a Cienfuegos en un play off en extremo cerrado y desde entonces comenzó a definir en la entrada y el juego claves. Así arrasó a Matanzas con un 2-0 inicial en su propio palacio, donde los Cocodrilos eran poco menos que invencibles.

Equipo de Villa Clara se coronó campeón de la Serie 52 de la pelota cubana. Es el triunfo de un Villa Clara que, como ningún otro le sacó el zumo a sus refuerzos, sin los cuales difícilmente esta victoria  hubiese podido concretarse, ni muchos menos la clasificación entre los cuatro. De “octavo” pedidor en la ronda de los azares, Ramón Moré, a la calladita,  extrajo “auxilios” de lujo. Desde un Yordan Manduley que pudo hacerse más visible para el mundo en el siol hasta un Dayron Varona que recompensó con creces al mánager villaclareño cuando lo rescató en la última petición, o un Jonder Martínez que lanzó a la altura de sus mejores tiempos.

No lucharon menos los propios, que hicieron gala de una garra colectiva y enseñaron que la pelota, como juego al fin, se disfruta. Nombres todos que pudieran llenas todas las páginas, mas los mayores honores le caben a un Freddy Asiel capaz de enseñar qué es un verdadero líder de staff, primero para domar Elefantes, después para domar Cocodrilos.

Cinco de los ocho triunfos de su equipo, más de 40 capítulos sin permitir carreras limpias… Es la fuerza del hombre que decide por él aunque enfrente tenga un retador a la altura del cienfueguero Noelvis Entenza, aunque su equipo le haga solo una carrera, aunque las matemáticas le caigan detrás con su teoría de probabilidades.

No es menos visible ni brillante la medalla plateada de Matanzas, que se enfrentó como pudo a un rival que lo aventajaba en carretera competitiva, profundidad de pitcheo y maldades de play off.

Los Cocodrilos lograron su mejor actuación histórica desde que se instauraron las postemporadas, tras una medalla de bronce obtenida el pasado año cuando debutaban en estas guerras, un saldo que lleva sin dudas la rúbrica de Víctor Mesa, quien les enseñó  ardides para llegar hasta aquí y las ínfulas ganadoras, al margen de sus excesos por robarse el show, esta vez atrapado en las redes del estadio que aún lo venera desde una gigantografía.

El pueblo de Villa Clara, celebra la victoria de la final del play off.Para luego quedarán los análisis de lo que dejó esta serie con su apuesta de cambios, la invisible segunda división, sus conferencias de prensa y todo el “chismorreo” que generaron. Por ahora Cuba está de naranja y el béisbol, en cambio, transpira aire dulce.

11 comentarios

  1. P.J. Serafín Morales

    Me gustó su articulo, permitame dar mi apreciación sobre algunos «aspectos» pos victoria

    …ahí están los hechos:

    número 1: … el equipo de Matanzas desaparece del escenario como por arte de magia y no es capas de saludar a los peloteros de Villa Clara antes o después de la entrega del trofeo.

    número 2:…el “flamante director” matancero (ex villaclareó) también desapareció esa noche y no se ha visto hasta este momento en ningún medio de prensa. (hasta hoy 20 de junio)

    número 3:….Julita Osendi hace un reportaje y entre otras cosas resalta fundamentalmente que la derrota de Matanzas, no el triunfo de VC!, se debió a las malas decisiones arbítrales en su contra.

    número 4:…la sección de foro deportivo del periodista Michel Contreras en Cubadebate ayer 19 de junio no publicó comentario alguno de los foristas.

    número 5:…el colmo, la emisión del Noticiero estelar del día de ayer (19 de junio 2013) no hizo alusión alguna al campeonato ganando por VC. (Incluyendo la sección deportiva).

    …será que todo esto no ocurrió, será que Víctor Mesa no le faltó el respeto a los árbitros, a la prensa y al pueblo, será que Pestano no dio el jonrón decisivo y demostró con creces que el error del año del béisbol cubano fue no llevarlo al team Cuba,

    …será que en cualquier momento despertaremos de un sueño y veremos que nada de esto es real?….

    …no, tranquilos todos, no estamos soñando, es la vida poniendo las cosas en su lugar…pero al parecer esta realidad tan grande y bella que ha vivido el pueblo de VC, Cuba y un poquito mas allá (hasta de Alaska se han recibido reportes de cubanos celebrando) sí se ha convertido en una “pesadilla vivida” para algunos en los medios nacionales o sabe Dios sin alguna otra institución.

    …les saludo …PJ.

  2. Excelente articulo, esa fue la realidad, VC equipo y pueblo contra el payaso, se llevo lo que merecía, espero que alguien se alumbre y busquen un mejor director para el Cuba, lastima de SS, es mi segundo equipo, tienen que convencerse de su calidad, Matanzas nunca debió estar en esta final.

  3. Hola Elsa muy atinado su comentario villa clara gano por lo que lo hizo todo bien en todos los aspectos del juego,ojala algun dia los gallos de SS aprenda de los naranjas la garra ,que como provincias hermanas heredamos la de los antiguos Azucareros y Las Villas y que SS parece haber olvidado ,,Pestano se hizo justicia los grandes lo demuestran en los grandes momentos,criticable la actitud de Victor de no asistir a la ceremonia de premiacion y la de no felicitar al equipo de villa clara ,donde el se hizo grande y mas cuando la premiacion la iba hacer Rene Gonzales un heroe de la republica de cuba ,pero ya es hora de limar esas asperezas entre victor y pestano para el bien de la pelota cubana ,eso no cabe entre dos grandes.

  4. «Excelente periodismo, muy objetivo e imparcial».
    Vaya forma de alimentar odios y rencores.Considero que para resaltar el papel de VC en la actual serie, no es necesario un artículo con estos enfoques.Disfruté mucho el partido que hasta hoy pensé lo había ganado VC
    a Mtz y no a su DT. Conozco lo buen pelotero que es Pestano pero que era Sepulturero,me entero a traves de este
    articulo, que no aporta más que odio.Periodista contribuya hasta donde pueda a limar asperezas.

  5. El año que viene SSP CAMPEÓN

  6. Muy buen articulo Elsa como nos tienes acostumbrados.

    VC Campeon……..

  7. VC es campeon
    ok
    el resto del mundo que lo sepa, pobre del que no sepa reconocer que el mejor es mejor
    indi

  8. Muy «buen» artículo, polarizado hasta la médula, demuestra el buen periodismo que se hace en Cuba… No hace mención de nuestro paupérrimo arbitraje, tal vez también parcializado, y sin lugar a dudas decisor de este play off. Mis respetos para Freddy, el mejor pitcher de Cuba.

  9. Ramón Miranda

    Gracias, muy de acuerdo, disfruto el triunfo del equipo que apoyo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *