Iglesia Bautista honra al padre de Frank País

Esther Hernández, coordinadora nacional de la brigada Frank País.Religiosos integrantes de la brigada Frank País develaron una tarja por el centenario del oficio pastoral del reverendo Francisco País Pesqueira, padre de los hermanos Frank y Josué País.

 

Una tarja conmemorativa por el centenario del oficio pastoral del reverendo Francisco País Pesqueira, padre de los hermanos Frank y Josué País, fue inaugurada en la sede de la Primera Iglesia Bautista Disney Martínez In Memóriam, donde él ejerció su ministerio entre los años 1914 y 1918 del pasado siglo.

Al decir de María Antonieta Jiménez Margolles, historiadora de la ciudad, la iniciativa, que se suma a las desplegadas en la municipalidad por los 500 años de la fundación, surgió del doctor Eusebio Leal Spengler, en ocasión de un recorrido que hiciera hace algunos meses por el Centro Histórico de la urbe espirituana.

Aspectos de la tradición citadina, vinculados al momento fundacional y primeros siglos de su devenir fueron referidos por Osmany Rodríguez, en representación de la citada  institución religiosa. El pastor Miguel Entenza, que la encabeza, expresó a los presentes que esta tarja y lo que representa constituyen un sueño para él y su feligresía.

La ceremonia contó con la asistencia de miembros de la Brigada Nacional Frank País de trabajo voluntario, que en horas de la mañana dio su aporte laboral en el organopónico Las Marianas, de la capital provincial. Su coordinadora Esther Hernández tuvo a su cargo una disertación acerca del largo y complejo proceso de acercamiento y colaboración entre la comunidad religiosa y el Estado cubano, lo que en materia de tolerancia religiosa hoy deviene un modelo de respeto y ética para otros países y pueblos.

One comment

  1. y cuantos anos va a estar el pastor miguel entenza al frente de la iglesia bautista de s-s? 500 anos igual que la ciudad.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.