Adrián Berazaín y Karamba, este sábado en Sancti Spíritus a golpe de sombrero

Los artistas gozan de la preferencia del público joven.
Los artistas gozan de la preferencia del público joven.

La actuación, prevista para el Teatro Principal, forma parte de una gira nacional.

El cantautor Adrián Berazaín, uno de los intérpretes con más arraigo entre el público joven en Cuba en la actualidad, y el grupo Karamba, con similar acogida, actuarán este sábado en el Teatro Principal, de Sancti Spíritus, parada de la gira nacional del proyecto A golpe de sombrero.
Fuentes de la Dirección Provincial de Cultura y Arte en esta central provincia cubana indicaron que el espectáculo está fijado para las 9 de la noche en un escenario que debe tornarse reducido dada la popularidad de Berazaín y Karamba, animadores de un proyecto que recomienda acudir con sombrero para disfrutar de la mejor música alternativa contemporánea cubana.
La iniciativa ha devenido espacio donde convergen artistas con estilos de música similares y, al propio tiempo, definen su imagen mediante el uso del sombrero, ha expuesto Jorge Luis Robaina, director de Karamba.
“Hacemos conciertos muy interactivos en los que Berazaín canta temas de los karamberos y nosotros interpretamos algunas de sus canciones”, aseguró, también, Jorge Luis Robaina tiempo atrás.
Bajo el nombre de Kafé con leche, la agrupación liderada por Robaina surge en enero de 2002. Al año siguiente, después de la salida al aire de su primer disco Déjame volar, grabado en Zaragoza, España, cambió su denominación original por la de Karamba debido a razones comerciales.
Nacido en el 1983, en La Habana, Adrián Berazaín —conocido como El Berita— es graduado de Diseño Informacional en el Instituto Superior de Diseño Industrial y su formación musical es autodidacta.
El joven músico ha compartido escenario con los trovadores Vicente Feliú, Liuba María Hevia, Augusto Blanca, Frank Delgado, Ireno García, William Vivanco y David Torrens, entre otros.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.