Los hermanos Gurriel y la fábula del Quarter Horse

cuba, sancti spiritus, yulieski gurriel, yulieski gourriel, familia gourriel, beisbol
Todavía se desconocen pormenores de la fuga de los hermanos Yulieski y Lourdes Yunielki Gurriel.

A pesar del restablecimiento de relaciones diplomáticas, EE.UU. aún impide que los peloteros cubanos con residencia permanente en la isla jueguen en la MLB

Hasta para quienes presumen de haberlo husmeado en este o aquel gesto, en este o aquel privilegio, un viaje aquí y otro allá, o hasta de sentirlo muy cerca tras su negativa a asistir a los Panamericanos de Toronto, el “abandono” de Yulieski y Lourdes Yunielski Gurriel, tal y como lo calificó una escueta nota de prensa esta semana, calza los spikes de la sorpresa.

Mas, el segundo de los Gurriel parecía anticipar lo que acaba de suceder en una respuesta suya a Escambray en mayo del 2013: “Me ha faltado motivación, he buscado el modo de hacer el trabajo e integrar el Cuba, que es lo que más me ha motivado, pero me gustaría probarme en otro béisbol”.

Sin embargo, por muy mediática que resulte, por mucha alharaca que destilen las peñas, por muchos sentimientos encontrados que levante su partida en las redes sociales, la deserción de los dos hermanos clasifica, sencilla y llanamente, como más de lo mismo.

Cualquier persona sensata pudiera preguntarse por qué para jugar en las llamadas Grandes Ligas —Major League Baseball (MLB)— los Gurriel tienen que fugarse de un evento oficial y ponerse a merced de traficantes, justamente cuando se habla de un histórico entendimiento entre Cuba y Estados Unidos, que ha implicado conversaciones al más alto nivel, restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre las dos naciones después de más de medio siglo de ruptura y el anuncio por parte de Estados Unidos de una política que privilegia el intercambio deportivo y cultural.

Hace un año, exactamente el 4 de febrero del 2015, la cadena norteamericana ESPN se regocijaba de cómo en el nuevo contexto surgido después del 17 de diciembre del 2014 la oficina del comisionado de las Grandes Ligas anunció la eliminación de su exigencia de que los jugadores cubanos obtengan una licencia del Gobierno de Estados Unidos antes de ser elegibles para firmar un contrato con las ligas mayores.

Según el sitio web del mencionado medio, “en lugar de buscar una autorización del Gobierno, los peloteros cubanos solamente tendrán que firmar una carta estándar enviada por Grandes Ligas a sus clubes”.

Firmar una carta estándar, sin embargo, no es poca cosa a juzgar por el matiz excepcional y discriminatorio que establece esta suerte de declaración jurada exigida única y exclusivamente a nuestros peloteros que no puede ser más elocuente: “Por este medio declaro que he asumido residencia permanente fuera de Cuba. Además, por este medio declaro que no pretendo volver a Cuba, ni me permitirán volver. Por este medio declaro que no soy funcionario prohibido del Gobierno de Cuba… y no soy miembro prohibido del Partido Comunista de Cuba”.

No hace falta ser un experto en cuestiones migratorias para comprender el sentido de la regulación, que tiene vasos comunicantes con la anacrónica Ley de Ajuste Cubano, con la política de pies secos-pies mojados y el otorgamientos de visas paroles para el personal médico que deserte de nuestras misiones en el exterior, todos vigentes en estos momentos a pesar de la buena vecindad que proclaman las autoridades norteamericanas.

La mayoría de los cubanos que hoy juegan en Grandes Ligas han salido de la isla ilegalmente.
La mayoría de los cubanos que hoy juegan en Grandes Ligas han salido de la isla ilegalmente.

También en el 2015 la MLB desbloqueó la participación de los cubanos en equipos de la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe y aprobó que los circuitos invernales de República Dominicana, Venezuela y México pudieran contratar sus servicios, pero la protesta de Puerto Rico al resultar excluido por ser parte del territorio de Estados Unidos y estar sometido a las reglas del bloqueo enseguida cerró las puertas.

Son en primer lugar las propias cláusulas de la MLB, sujeta a las regulaciones de la Oficina de Control Activos y Extranjeros del Departamento del Tesoro, las que “obligaron” a los Gurriel a subirse en plena noche a una camioneta para poner pies en polvorosa, según reseñaron medios de prensa dominicanos, que replican otros del mundo, y las que han empujado a cientos de atletas cubanos a recorrer senderos parecidos.

¿Qué tienen Miguel Cabrera, Robinson Cano o David Ortiz que no tengan los Gurriel para poder jugar pelota en Estados Unidos y hacer su vida normal en sus respectivos países de origen sin subordinarse a los dogmas segregacionistas vigentes para nuestros atletas?

El éxodo de los peloteros cubanos, que no comenzó el pasado lunes y de seguro no va a concluir el próximo domingo, ha venido creciendo como la mala hierba en las últimas décadas y socavando el béisbol en la isla, que además cojea de otras imperfecciones, cuestionadas hasta el cansancio en estas y en otras muchas páginas.

Después de computarse cerca de 60 salidas en el 2014, el 2015 aportó un récord no precisamente deportivo con más de un centenar de “fugados”, alrededor de 70 de los cuales tienen menos de 25 años: Norge Luis Ruiz, Yordanis Linares, Vladimir Gutiérrez y el espirituano Yandiel Zayas son algunos de los nombres.

cuba, sancti spiritus, yulieski gurriel, yulieski gourriel, familia gourriel, béisbol, béisbol cubano
Hermanos Gurriel en el Premier 12, único torneo internacional en el que los tres vistieron los colores del equipo Cuba. (Foto: Ricardo López Hevia)

Frente a un tema que destila ideología, Cuba no lo ha hecho todo bien, pero tampoco ha estado cruzada de brazos: el Consejo de Ministros aprobó en el 2013 la política de remuneración para atletas, entrenadores y especialistas del deporte, que en su letra se propone “asegurar que cada cual reciba lo que le corresponde según su trabajo”.

En virtud de la aplicación de la misma, hombres como el propio Yulieski Gurriel han venido cobrando hasta más de 14 000 pesos (CUP) mensuales, una cifra que, es cierto, quintuplica lo que percibe el más encumbrado de nuestros especialistas médicos, pero resulta incomparablemente inferior a los ofrecimientos que llegan desde más arriba del estrecho de la Florida.

Es verdad también que la repartición tiene lagunas: Ismel Jiménez, por ejemplo, con una sola medalla internacional, recibe 1 200 pesos, casi la misma cuantía que los 32 peloteros que integraron el róster de los Gallos en la pasada campaña (950 CUP), mientras los ocho que figuran en la reserva perciben 450.

En este punto no aconsejo comparaciones porque dudo mucho que en todo Portugal exista algún cardiólogo, ingeniero, científico merecedor del Nobel o incluso que el propio escritor José Saramago, si todavía tuviera la dicha de estar entre los vivos, que haya podido competir —si es que cabe el verbo— con los más de 200 millones de euros que, según se dice, atesora Cristiano Ronaldo.

Por su etiqueta ganada de deporte nacional, la pelota goza de otros “privilegios”: solo en Sancti Spíritus en los últimos cuatro años se han repartido siete viviendas a peloteros y si no se entregaron más fue porque la inmensa mayoría ya posee; lo mismo ha ocurrido con la asignación de teléfonos fijos y otras necesidades, para no hablar de la Serie Nacional, con transportación en Yutong y hospedaje en instalaciones hoteleras de Islazul, muy diferentes a la que encontró el gran Mijaín López en la Empresa de Alojamiento en el reciente Torneo Nacional de Lucha.

¿Seguiremos subiendo salarios? Los últimos ejemplos dicen que aunque mediara el Capitolio como regalo muchos se irían si su proyecto de vida se concibe extrafronteras. No creo que Cuba pueda seguir elevando la cota en este sentido, mucho menos cuando se sabe que necesidades más perentorias todavía aguardan, incluidas las mejoras salariales de millones de trabajadores que no salen a escena, pero rinden como el que más.

Otros “turnos al bate” no han podido ser aprovechados como las contrataciones foráneas aprobadas para nuestro béisbol —en tres años solo una docena con México, Japón, Canadá y Colombia— y a nuestro modo de ver con mucho ruido y pocas nueces.

En este contexto, tampoco se han detenido las negociaciones. Interrogado sobre el tema por AFP Heriberto Suárez, comisionado nacional de béisbol respondió. “Es muy rápido, muy incipiente. Tenemos que sentarnos muchas veces, primeramente la MLB y la Federación Cubana, pero esto es un interés también de ellos. Al final vamos a tener que convenir con los equipos de Grandes Ligas, pero todo va a ser a través de la Federación Cubana de Béisbol”.

La reciente visita de una representación de las Grandes Ligas, interpretada como síntoma de apertura, tuvo, sin embargo, otras traducciones, en particular el recibimiento a varios peloteros de la isla que habían abandonado el país en diferentes circunstancias.

cuba, sancti spiritus, yulieski gurriel, yulieski gourriel, familia gourriel, béisbol, béisbol cubano
Ilustración: Amílkar Feria

Si con tantas glorias e íconos del béisbol que tenemos en cualquier rincón de Cuba, las autoridades del sector decidieron realizar las cacareadas clínicas para niños con los susodichos visitantes, ¿qué simbología estamos construyendo entonces?

Está claro que irse o quedarse será siempre una decisión personal, aunque arrastre compromisos, decepciones, controversias…, pero la partida de los Gurriel, más que otra cosa, se me parece al robo del potro Quarter Horse de mi amigo de Meneses: ambos —el animal y el atleta— eran por mucho lo mejor que quedaba en toda la comarca, sus aptitudes eran goloseadas por cuantos traficantes y cuatreros los conocían y en el momento de los hechos los dos estaban fuera del alcance de sus protectores.

Eso sí, hay una pequeña diferencia: el caballo de Meneses no salió corriendo, reventó la soga y se subió, él mismo, a la camioneta en que se lo llevaron.

47 comentarios

  1. Que publiquen las claúsulas de ese contrato con las ligas profesionales y te voy a decir por qué se quedaron jejejejeje…

    • Estoy 100% de acuerdo con el artículo de Elsa, considero que no se van por el dinero solamente, se van para probarse como deportistas en el mejor beisbol del mundo, ha Yuliesky se le estaba acabando el tiempo y quiso evitar que le pasara como a Omar Linares, que la desmotivación lo llevó al retiro, son peloteros que necesitan jugar a otro nivel mas alto para continuar motivados, en Cuba la calidad cada día desciende.
      Considero un gran error estimular ampliamente a personas que no producen para el PIB ni un medio y sin embargo millones de profesionales que si aportan a la economía, están abandonando el país por que no existe una proyección salarial que ha de futuro, conlleve a una mejoría en las condiciones de vida de profesionales y obreros del sector productivo, es bochornoso saber que Yuliesky cobraba 14000 pesos mensuales, existiendo decenas de miles de cirujanos y profesionales, percibiendo una migaja de salario que no les alcanza para cubrir las necesidades elementales, estos últimos tienen que acudir a las misiones con las consiguientes consecuencias espirituales para las familias, para aspirar a cubrir algunas necesidades

      • 14000 pesos son 560 dólares. Es para un trabajador en Cuba mucha plata… Pero
        muchas personas en Cuba ganan o se buscan más de 560 dólares por mes y no son ni médico ni pelotero.

        • Algunos afirman que hay muchos que ganan mucha plata por encima de 560 CUC y no son peloteros, pero yo si le aseguro que lo que no son es profesores u otro trabjador de educación y ¿tendremos menos méritos?, por eso el flujo de docentes también..!!Qué lástima lo que sucede!!

          • No es justo , ni es correcto que el salario del medico, maestro, constructor, etc…..sólo alcanza para 10 días….Pero por desgaracia: “Es la realidad”.

  2. rolando fernandez

    hola muy buen escrito ,pero no coincido con algunos comentarios pues a quien traicionan ,si deciden irse a jugar otro beisbol esa es su decision y debe ser respetada pues son personas MAYORES DE EDAD Y ESA ES SU ILUSION ,jugar y probarse a otro nivel muy superior de beisbol ,acaso cuando terminada la gerra del 1868 los cubanos que emigraron hacia EEUU,REPUBLICA DOMINICANA,ETC ,ERAN TRAIDORES renuncian acaso a su pais de nacimiento NO LO CREO PUES CADA VEZ que se entrevista a cualquiera de los peloteros que hoy juegan en grandes ligas sienten y sentiran el ORGULLO DE SER CUBANOS y a su vez son los representantes del pueblo cubano y del BEISBOL CUBANO en este nivel de beisbol superior a cualquiera del mundo,no se porque cada vez que se habla de emigracion ,LOS QUE PARTEN DE CUBA SON TRAIDORES ,GUSANOS Y TODOS LOS EPITETOS QUE SE QUIERAN DECIR ,ademas los GURRIEL no abandonaron la delegacion hasta que se acabo el evento,o sea cumplieron su compromiso con el EQUIPO CUBA-CIEGO DE AVILA

    • Es verdad que son mayores de edad y tienen el derecho de hacer lo que quieran con su vida personal y profesional. Hace rato que en Cuba se eliminó el calificativo de traidor a los que por una razón u otra viajan al exterior o se van a vivir a otro país. Yo soy cubano y te puedo asegurar que es así. Mi criterio es que se le puede llamar traición a estos dos pela gatos, porque lo hicieron aprovechándose de un evento oficial, que el gobierno cubano una vez más les pagó el viaje y el hospedaje para que pudieran representar a su país. Si lo hubiesen hecho por su cuenta, no hay problema, pero aprovechándose de esas circunstancias, sí considero que es traición. Además se fueron de Santi Spíritu alegando que su papito está enfermito y querían estar cerca de él, entonces me pregunto, ¿Quién lo va a acuidar ahora? Son unos descarados y bien.

      • El respeto a todas las personas es parte de la educación cubana. En caso que falte un poco, se pueden visitar cursos de superación…

        • Cora todo parece indicar que no tienes sangre en las venas y que sobre ti puede pasar cualquier tarición eso de los Gourrieles en una GRAN TRAIcIÓN y recuerda que todos los beneficios que ellos tienes salen del sudfor nuestro en ekl frente que sea como revolucionarios y patriotas que somos.
          Elsita 100% de acuerdo contigo solo te faltó comentar sobre los posibles beneficios de los garndes del INDER con estas deserciones.

  3. Eduardo Contreras Lara.

    MUCHAS FELICIDADES ELSA!!!!!!!!, Realmente quienes te conocemos sabemos la profundidad de tus analisis y articulos, siempre has sido un ejemplo de profesionalidad. Quizás solo los que han sido tentados varias veces a abandonar nuestros ideales, y sin embargo hemos apostado por los valores que nos enseñaron nuestros padres y profesores, podramos comprender la significación de este hecho……lamentablemente, el dinero lo puede “CASI TODO” en el mundo de hoy y solo los que aman de verdad a NUESTRO VERDE CAIMAN Y A NUESTRA GLORIOSA REVOLUCION, tendrán la fuerza suficiente para mantener sus principios por encima de todo y de todos, muy especialmente ante TANTA TENTACIÓN Y CONSUMISMO!!!!!!!…….

    • Mi familia vivió más de 3 siglos en el verde caiman. Lo amaron y lo amarán simpre.
      El no compartir con los ideales del gobierno actual, no merma en nada el amor a esa isla.

  4. Da un gustazo leer artículos como estos.Haría falta que palabras como esas llenaran la prensa en Cuba;muchas veces el miedo ayuda a encubrir grandes verdaes…FELICIDADES ELSA, orgullo espirituano…

    • Viste Pino el salário de Yulieki 14 000 cup y uno haciendo guardia 24 horas por 24 pesos y la responsabilidad de los enfermos seguimos con la piramide invertida

      • Debe de preguntarsele al responsable de los salarios en ambos casos, por que hay esas grandes diferencias en un país donde todos somos iguales….

  5. Profe ese trabajo esta genial, tienes razón en todo lo que dices. Te felicito.

  6. Espirituano100%

    Excelente reportaje. Ojala y lo publiquen en otros medios. Pero falto algo:
    Aqui nadie es dueno d nadie. Ya son mayores d edad. Ellos tomaron sus propias decisiones. Era d esperarse. Traicionaron a los gallos PA irse PA industriales (mis respetos eso si) pero mi mama me dijo una vez:
    ” el q traiciona una vez traiciona dos veces”, esa persona no es confiable.
    Y Aqui se cumplio El dicho.
    Pena me da con Los q confiaban ciegamente en ellos. Con sus Mas fervientes admiradores y fans. Pero senores, son mayores d edad. Tomaron esa decision, Ahora q aprendan,Ya podran comparar. El dinero no lo es todo, pero cuando se es joven a veces no pensamos en Las consecuencias.
    Solo pido respeto por su padre y madre q deben estar destrozados, AL final son padres, Buenos padres y no merecen estar pasando por esta verguenza.
    Dejen eso ahi, El destino se encargara. Solo Dios sabe El por que DE las cosas.

    • El sufrimiento ese pasara y dentro de poco estarán todos junto nuevamente no hay para un padre mayor orgullo que ver sus hijos realizados y haciendo lo que desean hacer, no creo que salieron por dinero ni necesidades económicas ni pensando en política ni convicciones como cubanos, solo querían jugar en el mejor beisbol del mundo y a cualquiera les da deseo de ir a jugar en ella lo que no lo pueden lograr.
      El cubano cuando no llega se pasa pues no mezclemos política con deporte debemos borrar de nuestra mente muchas frases y calificativos de otros tiempos que no encajan el momento que estamos viviendo.
      Saludos ese es parte de mi criterio sin que nadie se ofenda.

  7. Idania Pupo Freyre

    EXCELENTE… lo mejor que se ha escrito sobre este tema. Aquí está todo. Te felicito Elsa.

  8. Luis Francisco Jacomino Suárez

    BRILLANTE,así con mayúsculas,tú como siempre.No dejastes fisuras.Un lección magistral en el análisis de un tema que esta semana paralizó al país, pues no se hablaba , ni se habla de otra cosa.Ojalá y digo ojalá casi orando al más allá y quizás hasta el más arriba, por que este EXCELENTE trabajo periodístico se pueblique en otros medios.

  9. Eso sí, hay una pequeña diferencia: el caballo de Meneses no salió corriendo, reventó la soga y se subió, él mismo, a la camioneta en que se lo llevaron. ¿Es esto una diferencia o una similitud?
    Ademas no hagan comparaciones con lo que les dan en Cuba y lo que pueden optener en otro pais, son sistemas deferentes y si no los conoces bien, mejor quedar callado.

    • Este es un ejemplo de que cuando no conviene lo que se escribe, mandan a callar. Qué tolerantes son los de la otra orilla. Elsa, te sigo siempre, te quedó genial. Elegantemente dicho y con los puntos sobre las íes.

    • Hermano, este reportaje es magistral y recoge el sentir de muchos, si tu inmadurez o ignorancia no te permiten comprenderlo, mejor entonces, y te parafraseo: “mejor quedar callado”. Elsa, FELICIDADES!!!

  10. GRACIAS ELSA, TU TRABAJO PONE CASI TODO EN SU JUSTO LUGAR…

    • Excelente articulo, solo una observacion, soy médico con 2 especialisdades, no soy de los mas encumbrados, el salario de 14.000 pesos que tuvo Yuliesky no es 5 veces el nuestro, son casi 14 veces el nuestro.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.