Eglys ¿otra vez historia?

Eglys de la Cruz, Barranquilla 2018, Sancti Spíritus, Cuba
Eglys resulta ya la yayabera más dorada.

Cuando este domingo Eglys de la Cruz Farfán entre al polígono del Club de Tiro Deportivo Barranquilla puede convertirse otra vez en historia para los Juegos centroamericanos y del Caribe

La espirituana largará en el rifle de aire a diez metros y buscará no solo la primera medalla de oro para Sancti Spíritus en esta lid. De obtener esta u otra  De la Cruz se ratificará como la espirituana con más medallas en estas lides pues hoy suma diez, ocho de ellas de oro, que la convierten en la yayabera más dorada.

Al historial de seis títulos (tres en Maracaibo y tres en Cartagena de Indias), la única tiradora cubana en archivar una medalla olímpica (bronce en Beijing 2008) sumó en Veracruz, México dos preseas doradas en sus dos competiciones individuales por excelencia (el fusil neumático a 10 metros y el fusil 3×20 a 50 metros), una plata en la modalidad de tendido y bronce en el por equipos a 10 metros.

Por si fuera poco, la espirituana se inscribe en el selecto grupo de los deportistas del área que más títulos exhibe en la historia de los juegos múltiples más antiguos del planeta.

Pero no será solo ella la que salga a competir este domingo. En su propia prueba, estará la espirituana Lisbet Hernández, en sus primeros Juegos.

Otros espirituanos saldrán al ruedo de las competiciones. Yamara Amargo y Marlene Cepeda con el equipo de baloncesto femenino que se medirá a Colombia, Frederich Cepeda en el béisbol que jugará vs Puerto Rico  y las representantes del hockey sobre césped: Yuraima Vera,  Roselí Harris, y  Meili Coss, que enfrentarán a Guyana.

En natación Lorena González competirá en el relevo libre femenino 4×200 m, en patinaje Haila de la Caridad Brunet, saldrá en los 500 metros.

La representación espirituana ya tiene una medalla: la de plata del gimnasta Rafael Rosendi.

Cuba compite este domingo en 19 disciplinas con opciones de ganar varias medallas.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.