El viajero: ¿un “bicho raro” con el que tenemos que convivir?

El protocolo que ha dispuesto el país para la acogida de viajeros internacionales en tiempos de pandemia resulta también de obligatorio cumplimiento para las casas de renta que poco a poco comienzan a abrirse al turismo

trinidad, polo turistico trinidad sancti spiritus, covid-19, turismo, turismo cubano
En plena epidemia, algunos hostales de Trinidad optaron por modificar su actividad para asegurar algún ingreso. (Foto: Ana Martha Panadés/ Escambray)

Bastaría solo un dato para poner los pelos de punta a cualquiera: según se conoció en la reunión del Grupo temporal de trabajo para la prevención y control del nuevo coronavirus, los 32 controles de focos con medidas de refuerzo que se mantenían activos en la capital cubana el pasado 25 de noviembre estaban relacionados con viajeros recién llegados a Cuba.

Que La Habana presente tal comportamiento ya de por sí resulta neurálgico –es la capital del país y la única ciudad con más de 2 millones de habitantes en toda la isla–, sin embargo la cuestión no termina ahí: el contagio desencadenado días atrás en Santiago de Cuba, una zona prácticamente aséptica hasta ahora, llegó por esta misma vía, mientras en el otro extremo del país, en Sandino, Pinar del Río, un viajero y su familia se encuentran sujetos a proceso judicial luego de incurrir en violaciones de los protocolos aprobados.

Desde que el país abrió nuevamente sus aeropuertos y anunció el reinicio de la actividad turística en Cuba, muchos coterráneos ven en el viajero una suerte de «bicho raro», conocida la posibilidad real de que nuestros visitantes sean portadores de la COVID-19, la epidemia que, lejos de menguar, parece cargar las pilas, sobre todo en el continente americano y en Europa.

Pero, ¿puede Cuba mantenerse encerrada dentro de una urna de cristal en un mundo necesariamente interconectado e interdependiente?, ¿puede el país prescindir de la actividad turística –una de nuestras principales fuentes de ingreso– en medio de la crisis mundial que ha generado la propia pandemia?, ¿tenemos derecho a impedirles el regreso a nuestros connacionales, muchos de los cuales también han tenido que capear el temporal sin la protección sanitaria y las prerrogativas que nos benefician acá?

No hay que ser un erudito para comprender la necesidad de reabrir nuestra economía y particularmente nuestro turismo, de cara a una temporada alta, que obviamente amenaza con ser muy baja ante la propia crisis económica, el miedo justificado a la enfermedad, la contracción del comercio y los viajes a escala planetaria y la competencia de otros mercados que igualmente han venido recomponiéndose, muchos de ellos con más recursos y experiencia que nosotros.

«La cuestión no está en cerrar más, sino en saber abrir», recomendaba recientemente un lugareño en Sancti Spíritus, luego del llamado que hiciera en esta ciudad del centro del país el primer ministro cubano, Manuel Marrero Cruz, a reactivar la economía y en particular, a reiniciar la actividad turística en la capital espirituana y en Trinidad.

trinidad, polo turistico trinidad sancti spiritus, covid-19, turismo, turismo cubano
Trinidad cuenta con más de 1 300 casas de arrendamiento y un centenar de restaurantes y paladares.

LA CIUDAD QUE NO DUERME

Sin el espíritu bohemio de sus noches, sin el ir y venir de viajeros de medio mundo tropezando con las chinas pelonas en las calles del centro histórico, sin la vitalidad de los centros turísticos y de los negocios privados, Trinidad pareciera más un cementerio que la ciudad despabilada y coqueta que por siglos ha venido enamorando a los forasteros.

Así lleva ocho meses desde que en marzo pasado los turistas italianos procedentes de la región de Lombardía, en Italia, que habían hecho viaje desde La Habana hasta el centro sur de la isla, fueron identificados en un hostal de la villa como los primeros infectados con el SARS-CoV-2 en el país, hecho que marcó un antes y un después en los anales epidemiológicos de la nación.

A diferencia de lo que sobrevino tras aquel inicio caótico, la ciudad vive hoy un escenario favorable, en fase dos de la etapa de recuperación post epidemia y con más de 20 días sin reportar casos autóctonos, un contexto esperanzador para muchos hostaleros, que ahora se frotan las manos ante la posibilidad de la reapertura en cuanto sea declarada la nueva normalidad para un territorio que dispone de más de 1 300 casas de arrendamiento y un centenar de restaurantes y paladares legalmente establecidos.

Pedro Díaz es de los que ha decidido retomar el arrendamiento de una de sus habitaciones: «El cuarto está independiente de la casa y el roce con los turistas será mínimo», comenta a Escambray tras concluir el seminario de capacitación que durante la última semana se desarrolló en el territorio, convocado por la Dirección Municipal de Trabajo y la Delegación del Ministerio del Turismo (Mintur) con la presencia de especialistas de salud, quienes no se cansan de recalcar la responsabilidad individual y la importancia del cumplimiento estricto de las normas sanitarias para evitar el contagio.

Con más de 60 años, Pedro y su esposa se incluyen en el grupo de personas vulnerables, pero comprenden que ahora «lo más importante es cuidarse, tener en cuenta las medidas que todos conocemos y reactivar el negocio en cuanto sea posible porque la economía personal y la del país lo necesitan».

Madelaine Piedra y Gerold Gómez no comparten el mismo entusiasmo y prefieren esperar: «Tenemos niños en la casa y no queremos exponerlos», dice ella, quien confiesa que participó en el seminario para actualizarse en cuanto a los protocolos y conocer las indicaciones en caso de que no decidan reanudar el negocio por ahora. «Muchos hostales están descomercializados, va a ser muy difícil asegurar reservas y mantener la ocupación», agrega él.

Aunque la Dirección municipal de Trabajo no ha informado sobre nuevas disposiciones legales para el caso del arrendamiento de habitaciones, viviendas y espacios en la nueva normalidad, Maira Santiago, especialista de esa entidad, aseveró que se concluye el reordenamiento del ejercicio por cuenta propia en el país para ser presentado próximamente.

En los mares de la especulación flotan varias inquietudes, entre ellas, la posibilidad de continuar con la suspensión temporal de la licencia si el titular no desea exponerse al riesgo de contraer la enfermedad o no cuenta con las condiciones económicas para retomarla –sin duda una de las medidas que favoreció a los trabajadores del sector no estatal durante la pandemia–; así como las obligaciones tributarias para esta etapa.

Harina de otro costal resultan el acentuado desabastecimiento que impide acceder a productos empleados en el lavado de la ropa y la limpieza de las habitaciones, así como otros alimentos imprescindibles para el servicio, un reclamo que Marlon Martínez sostiene sin medias tintas: «¿Cómo vamos a brindar un buen servicio a los turistas si no se pueden adquirir frutas, pan o huevo para el desayuno o para una cena?».

Como uno de los organismos que acompaña y estimula la modalidad del turismo no estatal en la ciudad, Luis Manuel Núñez, especialista del Mintur, concuerda en la pertinencia de esta capacitación a las puertas de la nueva normalidad porque «Trinidad constituye uno de los destinos más demandados por los turoperadores y vacacionistas que ya incluyen a la isla caribeña en su itinerario, por eso continuamos con el proceso de certificación de las instalaciones hoteleras y extrahoteleras de la provincia por un turismo más higiénico y seguro, aval muy útil también para los negocios privados».

En la misma cuerda, el Centro Universitario Municipal también ha aportado su grano de asesoramiento a los trabajadores por cuenta propia, una contribución que según la doctora Anayansi Albert, directora de la entidad, se corresponde con la vocación de la universidad cubana de corresponder y buscar soluciones a los problemas de la comunidad.

UN PROTOCOLO BIEN CLARO

El estricto control diseñado en el país para la acogida de viajeros internacionales en tiempos de pandemia presupone el mismo o quizás mayor rigor para las casas de renta que poco a poco comienzan a «aterrizar» en la llamada nueva normalidad. «No es lo mismo sospechar que el problema está en la calle que tenerlo dentro del cuarto», reflexionaba un hostalero trinitario cuando Granma recorrió la ciudad días atrás.

El Ministerio de Salud Pública ha puesto especial énfasis «en la responsabilidad que tienen los propietarios ante la comunidad, su familia y el Sistema de Salud al alojar viajeros internacionales», y ha instado a los dueños de las casas de renta «a mantener un intercambio oportuno y directo con el Consultorio Médico o el área de salud donde se encuentre enclavada, informando oportunamente cualquier evento de salud que detecte entre sus huéspedes» y, por supuesto, a reforzar las medidas sanitarias, el distanciamiento social y el uso del nasobuco.

La pasada semana, en la habitual reunión del Grupo temporal de trabajo para la prevención y control del nuevo coronavirus el presidente cubano, Miguel Díaz-Canel Bermúdez fue más que claro en lo relativo a las exigencias para con los viajeros: Donde exista una violación –dijo– hay que hacer la denuncia y aplicar la multa correspondiente por propagación de epidemia e incumplimiento de las medidas, porque este es un asunto de todos.

5 comentarios

  1. Calma pepe, necesitamos un fin de año tranquilo, en casa, ya habrá tiempo para todo, ahora estar tranquilos y en familia, no es momento de viajar a ningún lado solo por motivos necesarios( salud en especial, nada de recreación, los casos de cienfuegos fueron en una una discoteca , es un iluso y enajenado el que piense que después de ingerir bebidas alcohólicas , las personas no cambiaran su comportamiento , explotaran de euforia y a bolina el papalote de la percepción del riesgo, si lo hacen a veces sin ingerirlas, por favor se sabe que trinidad necesita del turismo, pero se sabe que hasta hoy tiene 61 casos de ellos 58 autóctonos , ocurrió una fuerte transmisión local , la mayor cantidad de casos fueron asintomáticos, todavía circulan en trinidad personas asintomáticas , pero las pesquisas y su calidad disminuyen en relación con las fases que se van aprobando, no debe ser así, el nivel de pesquizas y la calidad de las mismas tienen que mantenerse en cualquier fase , el riesgo está presente, es permanente , ahora más con el inicio del arribo de visitantes extranjeros al territorio y el comienzo del comercio informal(mulas), las cuales estaban deseosas por esta apertura para ejecutar viajes de ida y vuelta que solo duran entre 3 y 5 días y ahí es donde se complica la situación. E el caso de trinidad es un destino tanto nacional como internacional y no posee infraestructura sanitaria de análisis , ni de transporte suficiente para casos de evacuación por ocurrencia de brotes tanto en el sector estatal y en especial en el no estatal, observar que cunado el inicio de la enfermedad que fue por caso importados en trinidad se tomó la medida de evacuar a todos los turistas de la localidad en destinos que tuvieran aeropuertos internacionales, esta debilidad va a seguir impactando de forma negativa al territorio en su desarrollo turístico, es necesario revertir este tema si es verdad que trinidad tenga turismo, en el caso del sector no estatal trinidad cuenta con más de 1000 casas de arrendamiento , más de 100 negocios gastronómicos y otros de interés recreativo para el cliente extranjero, tomo a bien y no es por miedo , sino por precaución los que han decidido no hospedar en salvaguarda de su familia, si trinidad tuviese otras opciones de empleo no sería una problemática socioeconómica, pero la realidad es que no lo ha hay, entonces de que podrá vivir el trinitario hasta que exista la ansiada vacuna que dará la real normalidad que si de verdad aprendimos de forma integral de esta situación, esa verdadera normalidad será distinta a la de antes del 11 de marzo , ese será el máximo objetivo alcanzado y será en realidad esa época poscovid que tanto ansiamos. Es por ello que enfatizamos en que esta nueva fase no nos puede llevar a una euforia triunfalista que nos enajene de la realidad y pensar que ya todo acabo, error ahora más que nunca tenemos que pensar que el virus esta en cualquier lugar, que se mantiene activo en espera de un huésped vulnerable indicado, de una acción eufórica negativa, listo para infectar y complicar lo que parece que evidencia un control, miremos a nuestro vecinos: Cienfuegos, Villa Clara , están en la nueva normalidad y han tenido un retroceso, no olvidar nunca que las condiciones objetivas biológicas se mantienen:
    Presencia del virus
    Presencia de Susceptibles
    No existencia de fármacos para su erradicación, ni vacunas para su prevención
    Cuál es la barrera
    Muy frágil: el comportamiento individual y colectivo de las personas
    Cuál sería la estrategia:
    Identificar y controlar a través de un sistema multidisciplinario e intersectorial territorial al viajero tanto nacional como extranjero que llegue al municipio
    Promocionar a través de la radio de cada localidad, las organizaciones de masas y estudiantiles los protocolos sanitarios y de civismo social a implementar
    Implementar temas o asignaturas en cada enseñanza como por ejemplo la educación cívica y formal para incentivar desde la cuna a las nuevas generaciones en la convivencia resiliente, sostenible y segura con el ambiente y la sociedad que nos rodea
    Sancionar ejemplarmente comportamientos negativos en violación a los protocolos sanitarios establecidos que propicien la ocurrencia de brotes y favorezcan la cadena de contagios que den al traste con la estabilidad sanitaria del municipio
    Identificar que áreas estratégicas económicas son necesarias y seguras como orden prioritario para incentivar la actividad productiva del municipio y cuáles de estas pueden ser identificadas sustitutas del turismo en especial para el sector no estatal, no hablo del estatal debido a que existe una estrategia integral comercial con su protocolo sanitario bien identificado en las instalaciones turísticas que le permiten gozar de una adecuada ocupación en relación con la demanda de los turoperadores y agencias de viajes
    Pienso que debe crearse en el municipio una estructura comercial para el sector no estatal que les permita competir y desarrollarse en igualdad de condiciones con el sector estatal para de esta forma hacer más competitiva la actividad comercial y turística en el municipio y que estos actores puedan negociar con turoperadores y agencias de viajes tanto nacionales como extranjeras radicadas en el país o fuera de este y negociar sus precios y ofertas siempre dentro la legalidad para evitar estafas con agencias no fieles en los que algunos arrendatarios han caído y han sido estafados y perdido su dinero, además esta sería una de las formas de estimular a las fuerzas productivas.

    Por ultimo trinitario ya estamos en fase 3, ya estuvimos en fase 3, no desfasemos a la fase, evitemos la euforia y el triunfalismo esto nos conduce al fracaso, mantengamos elevada nuestra percepción del riesgo. Desde el punto de vista jurídico la fuerza mayor para las medidas de suspensión fiscal no existen, ya el municipio está abierto, ahora corre por usted su subsistencia económica , no olvide lo principal su salud esta primero que todo, habrá que pensar, analizar integralmente e individualmente a cada dueño de negocio o actividad específica y establecer disminución de cuotas, mantener la suspensión, mantener la prestación social debido al bajo nivel de la actividad turística comercial por efectos de la crisis global por la covid o arriesgarse adaptando el protocolo sanitario estatal a su negocio o solicitando capacitación integral los actores decisores(mintur, minsap, mitrans y otros)
    Muy importante:
    Mantener los puntos de revisión y pesquisa a la entrada del municipio
    Regular la entrada a la zona turística de la península de ancón y hoteles de ciudad como iberostar solo al personal turístico o de apoyo al turismo
    Identificar e imponer de autoridad a SERVIMED (clínica internacional) en coordinación con el médico de la familia y el centro de higiene y epidemiologia del municipio para el control de los turistas para el sector no estatal y viajeros que lleguen al municipio.
    Identificar con una pegatina las viviendas que poseen turistas, choferes y viajeros en aislamiento, informar a centro laboral y estudiantil de las personas que conviven con ese turista, chofer o viajero en la misma vivienda
    Mantener la prohibición de fiestas, reuniones familiares, visitas a familiares con viajeros o turistas en aislamiento
    Mantener el cierre de discotecas y gimnasios(supercontagios) dentro de la ciudad, solo permitir las que están dentro de las instalaciones hoteleras y solo al huésped con el protocolo sanitario
    Mantener el cierre de piscinas particulares, solo permitir las que están dentro de las instalaciones hoteleras y solo al huésped con el protocolo sanitario
    Mantener la prohibición de actividades festivas populares, mucho ojo ahora viene el fin de año
    Mantener la venta de bebidas alcohólicas solo para llevar
    Evitar el contacto directo de constructores, inversionistas con clientes huéspedes que laboren en áreas cercanas a instalaciones turísticas
    Mantener el uso del transporte público e intermunicipal con una capacidad del 50% , limpios y con presencia de sustancias desinfectantes
    Muy importante. Establecer un control sistemático informativo y de actuación en los centros educacionales en el cumplimiento del protocolo sanitario que ahora incluye el estudiante que se aísla en su vivienda por recibir viajeros o turistas , pero también está el que vive cerca o es familiar del viajero o del dueño del negocio que recibe a viajeros o del chofer que transporto al viajero o del trabajador estatal turístico que contacta a diario con extranjeros
    Lo que se sabe no se pregunta: Uso del nasobuco permanente en cualquier lugar, distanciamiento físico hasta 1.50m, lavado y desinfección de manos
    Recordar que ya la 3ra fase no es tirar la casa por la ventana como lo era la anterior 3ra fase, para eso se estableció la nueva normalidad, 3ra fase incluye medidas de restricción también
    Disculpe mi extensión, pero hay que evitar que nos volvamos desfasar y nos perdamos en la curvita.
    Cuídese y cuide a su familia, fin de año en casa y en familia
    12 de la noche del 31 de diciembre:
    1minuto de silencio por los fallecidos por la enfermedad
    Aplausos a los médicos y personal de la salud por su obra encomiable en la protección de la vida y aplausos por el 62 aniversario del triunfo de la revolución
    Muchas gracias

  2. Yadiel, la provincia se abrirà cuando lo decida el Grupo Nacional de enfrentamiento al COVID- 19. Asì lo planteò el Director Provincial de Transporte ayer por Tele Yayabo, asì como el Director Provincial de Salud.

  3. Nunca olvidemos que todos los que nacimos en Cuba,somos cubanos y eso no se puede cambiar como tampoco puede darse marcha atrás al calendario

  4. No hay que ser un erudito para comprender la necesidad de que los viajeros del exterior vengan con un PCR negativo poco antes del viaje.

  5. Yadiel Perez Villazon

    Cuando deben abrir la provincia de Sancti Spiritus ?, cuando comienzan a circular los omnibus nacionales hacia y desde otras provincias, existe alguna propuesta de fechas ?.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *