Periódico de Sancti Spíritus

Presidente del COI destaca espíritu de olimpiadas juveniles

El presidente del COI agradeció al pueblo chino por la excelencia de la organización de estos juegos.El presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Thomas Bach, exhortó a los participantes en las II Olimpiadas Juveniles a que disfruten y dar su mayor esfuerzo, experimentar y promover los valores de excelencia, amistad y respeto.

Ustedes están aquí para celebrar el espíritu olímpico, expresó Bach en su discurso en la ceremonia de apertura de estos juegos que tienen lugar por segunda ocasión y que esta vez cuentan con la participación de casi cuatro mil atletas de 204 países y regiones.

El presidente del COI agradeció al pueblo chino y en especial a los habitantes de la provincia de Jiangsu y de su capital, Nanjing, por la excelencia de la organización de estos juegos y habló de “su maravillosa hospitalidad y eficiencia conocida a nivel mundial”.

Por su parte, Li Xueyong, presidente del Comité Organizador, dio su bienvenida más calurosa y su agradecimiento al COI, a las federaciones internacionales deportivas y a todos los sectores que ayudaron a preparar los juegos.

Precisó que esta cita combina deportes con cultura y educación y brinda la oportunidad a jóvenes de todo el mundo de celebrar y cumplir sus sueños.

Los Juegos de Nanjing exhortan a los jóvenes de todas partes a participar en los deportes y promover los valores olímpicos de excelencia, amistad y respeto, agregó.

El funcionario aseguró que el espíritu olímpico brillará en Nanjing y que el sueño chino y las aspiraciones de los jóvenes y pueblos de todo el mundo se unirán para desempeñar un papel destacado en el progreso y la prosperidad de la civilización humana.

La ceremonia estuvo encabezada por el presidente chino, Xi Jinping; el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, y de jefes de Estado y Gobierno de varios países invitados a participar en la apertura de esta cita.



Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.