El premio gordo de la flaca

Dueña de una peculiar manera de decir y consciente de su pasión demencial por el Periodismo, la colega Dayamis Sotolongo Rojas recibió oficialmente este 14 de marzo el Premio Anual Juan Gualberto Gómez en la categoría de Prensa Escrita

En el 2013, esta periodista fue acreedora de una mención en el Premio Anual Juan Gualberto Gómez. (Ilustración: Montos).

No hay quien sepa tanto como ella de almendrones, esas máquinas salvavidas y matabolsillos que aborda casi a diario de Cabaiguán a Sancti Spíritus y viceversa, a no ser que la “botella” se la dé su esposo, el cirujano Leonel, el lector más fiel, crítico más exhaustivo y el constante jefe de Información que le encarga hasta trabajos periodísticos, como confesó en Facebook.

Aún hoy, esta flaca no cree haberse llevado el premio “gordo” al agua —pongamos a un lado los prejuicios— en la categoría de prensa escrita en el Juan Gualberto Gómez, correspondiente al 2019, entre 21 candidatos.

Para despejar la mínima duda, el jurado colocó sus argumentos sobre la mesa: “Por el valiente y responsable abordaje de temas complejos de la realidad y cruzamiento y contraste de fuentes en sus investigaciones con un manejo muy personal y agudo de los géneros periodísticos”.

Y, por si no bastara, agregó: “Llama la atención en esta joven periodista la soltura, el desenfado y la gracia en su estilo, algo muchas veces ausente en el discurso de la prensa cubana”.

De cuerpo entero los expertos retrataron a Dayamis Sotolongo Rojas, quien, desde que entró con el pie derecho en Escambray en septiembre del 2007, luego de egresar de la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas, dejó claro, textos mediante, que no sería segunda de nadie en las lides de contar historias y de hundir el escalpelo en los claroscuros de este país indómito.

Porque no hay temas proscritos en Escambray, como reconoció meses atrás, ha escrito de lo terrenal y lo celestial; lo mismo del tanatólogo que hace necropsias en la morgue del Hospital General Provincial Camilo Cienfuegos, de la mudez informativa de ciertas fuentes oficiales, o de ciertos jóvenes que canjean su cuerpo por unos CUC, o del enfermero espirituano, todavía estremecido ante el paisaje descarnado de Katmandú, la capital nepalí, después de un terremoto.

Quizás para minimizar su obra ha dicho que no ha descubierto ningún Watergate; pero lo que sí le agradecen los lectores es haberse convertido en experta —aunque ella lo niegue— en precios topados, para así confirmar que la prensa no debe ser simple vocera de cumplimiento de planes productivos ni apéndice divulgativo.

Aunque a veces le ha costado —por lo desgastante— andar por el filo de la navaja que impone el abordaje de asuntos espinosos, que no endulzan ojos ni oídos, y la manera de presentarlos, Dayamis persiste en ese itinerario periodístico por una razón: el Escambray debe parecerse a sus públicos; solo así será de carne y hueso. “El desafío es lograr que quienes nos lean nos crean”, aseguró.

Afortunadamente, la Madame,apelativo que le endilgó un colega, no se cree infalible, y lo admitió en una de sus crónicas, donde recordó “aquel día en que por ese instinto enfermizo de buscar noticias siempre, puse en pie de guerra a Escambray al ‘tumbar’ un avión que creía yo se había caído y verdaderamente solo lo trasladaban por la Carretera Central para ser convertido en restaurante”.

Lo recuerdo con memoria fotográfica porque este servidor, este “alumno” suyo, se dejó arrastrar por la mozalbeta, y ambos terminamos haciendo el “ridículo”, cayéndole detrás al avión de marras.

Tal es la “pasión demencial que he desarrollado por el Periodismo”, añadiría la reportera, quien, con su mención en el Premio Anual Juan Gualberto Gómez correspondiente al 2013, anunciaba desde entonces que la flaca venía de menos a más.

2 comentarios

  1. Magalys Chaviano

    Me encantó!!! es un privilegio que Ojito elogie a una colega de esa manera!!! Ahora recuerdo algo que leí sobre un accidente, me encanta como escribe Dayamis, siempre la leo, gracias por compartir, es verdad que en Sancti Spíritus hay talento en el Periodismo, sobre todo en el impreso y la radio!!! Enhorabuena!!!

  2. TAL PARA CUAL, GRANDES PERIODISTAS AMBOS. FELICITACIONES.

Responder a arturo manuel Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *