Sancti Spíritus: Tratamiento con Proctokinasa se extiende en la práctica médica

Más de 500 espirituanos han sido beneficiados con este novel tratamiento, que aún solo se dispone en centros hospitalarios

Salud, Hospital, Sancti Spíritus
Los supositorios solo se indican por cirujanos y coloproctólogos. (Foto: Dayamis Sotolongo)

Más de 500 espirituanos han sido beneficiados con este novel tratamiento, que aún solo se dispone en centros hospitalarios

Lo que años atrás comenzó siendo un ensayo clínico, es ya hoy una práctica habitual: el uso de la Proctokinasa para las complicaciones de las trombosis hemorroidales, tratamiento que ha permitido evitar intervención quirúrgica en la mayoría de los casos.

De acuerdo con el doctor Eduardo Velázquez Chinea, jefe del servicio de Cirugía General y de Coloproctología en el Hospital General Provincial Camilo Cienfuegos, más de 500 espirituanos se han beneficiado con este medicamento, el cual —hasta hoy— solo se dispone en los centros hospitalarios.

“Los supositorios de Proctokinasa se usan únicamente para tratar la fase aguda de la enfermedad hemorroidal, que son la trombosis y la fluxión hemorroidal —asevera Velázquez Chinea, también especialista de segundo grado en Cirugía General—. Hasta ahora se prescribe por los cirujanos y los coloproctólogos”.

Al decir del galeno, estos supositorios, de producción nacional, han probado una elevada eficacia, toda vez que luego de su empleo en la mayoría de los pacientes no resulta necesario realizar la trombectomía, intervención quirúrgica para erradicar los trombos.

“Solo puede utilizarse en la fase aguda de la enfermedad, porque tiene sus contraindicaciones —asegura el doctor—, pues no puede emplearse en pacientes que presentan sangramiento ni en quienes padezcan determinados trastornos cardiovasculares. El médico es el único que puede decidir su utilización”.

Pese a que, por lo general, se emplea en dosis única —cuatro supositorios administrados cada ocho horas—, de no existir mejoría, en algunos casos, se puede volver a usar a los cinco días del primer tratamiento.

Según Velázquez Chinea, actualmente se está validando un proyecto para extender el uso del medicamento en embarazadas, hasta ahora proscrito en este grupo poblacional.

“Es un producto muy costoso, en estos momentos solo tiene un uso hospitalario. No hay que estar ingresado, de forma ambulatoria a quienes acuden a consulta y muestran criterios médicos para utilizar la Proctokinasa se les facilita de forma gratuita”, apunta el especialista.

Los supositorios de Proctokinasa son producidos por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología y han demostrado amplias potencialidades antinflamatorias y analgésicas, al reducir apenas a las 48 horas varios de los síntomas que provocan las crisis hemorroidales.

En el 2013 este tratamiento recibió el premio nacional a los resultados de la Investigación científica otorgado por la Academia de Ciencias de Cuba.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.